Adolfo M. Vaccaro Sitio oficial

contacto | biografia | site info

Buscar

Ingrese el titulo o parte del contenido a encontrar


VALIDAMOS!

Valid XHTML 1.0 Transitional Valid CSS!

REDES SOCIALES

Perfil en Facebook Canal en YouTube

 
Compartí este texto: Facebook Meneame Googledelicio.us Sonico MySpace Digg Technorati TwitThis LinkedIn Mixx

Poemas y visiones - 06 de Noviembre de 2005

Assessination tango

Assessination-tango
Como si estuviéramos transitando efluvios de aquelarres y menemato, el despojo, el oportunismo y la mediocridad se han adueñado de nuestra música ciudadana. El furor de exóticos globalistas, ha decantado en este mundo que ha convertido al dos por cuatro en una variable sin seria identidad, salvo algunos músicos que se resisten a quedar fuera de principio y competencia.
No llama la atención la simbiótica manifestación de Adriana Castaña y Cacho Varela, quienes tratan de involucrarse con el canto, aprovechando la ausencia de aquellos intérpretes del 40' o del 50'. Y resulta tan grave el despropósito, que comparaciones de ascendencias "polacas" confunden el gusto popular y la raíz genérica, a través de multimedios y jóvenes que negaron por cuarenta años nuestro acervo cultural.
Aún con el resto de aliento incapaz de modularse, Goyeneche fue, es y será historia y respeto, aunque me provoque un callado dolor su último tango.
Es curioso que tantos hayan muerto sin poder llevar su arte a tierras foráneas.
Hoy, cualquier malandrín desentonado se atreve a recorrer el mundo, sin mediar la mínima autocrítica; y lo que es peor: creerse mejor que los mejores.
Hasta el baile se ha convertido en un estereotipo atlético. Una electric dance de gen esquizofrénico, donde los pies se entrecruzan velozmente, aprestándose a saltar en circense sincronía, sin rubor y sin cadencia. Como un assessination tango diluyente de imágenes como la Bidart, Lusiardo, Bianquet, que sirve para dar paso a un campeonato mundial ausente de sentimiento, historia y manifiesto.
En un país regalado para el turismo, también se ofrece como obsequio su danza, sus bagatelas y menudos arlequines que ofician de cantantes. Un relieve de Piazzolla que sale con fritas. Igual que durante el menemato...........¡viste!.
Adolfo Vaccaro, escritor argentino | mensajes@adolfovaccaro.com.ar | 2002 - 2017 | Textos disponibles en el sitio: 583